El comienzo de “Desayuno con diamantes”

Siguiendo con la semana moñas en Seftonia, (véase post anterior), me he visto esta noche Desayuno con Diamantes.

Recordaba de esta película la fiesta, con Villalonga de por medio, la compra barata en Tiffany’s y el final (ya sabéis, el gato, las gabardinas, la lluvia).

Lo que no recordaba era lo bien que empieza esta película, con el Moonriver, un Nueva York desierto y la sinsustancia de Holly Golightly tomándose el desayuno ante el escaparate de Tiffany’s. No por las joyas, como aclara luego, sino porque es un sitio en el que siente que no le puede pasar nada malo.

Prometo dedicar la semana que viene a la ultraviolencia, al porno, o a ambas cosas. Ay Sefton, con lo que tú has sido…

Anuncios

~ por jjsefton en septiembre 6, 2011.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: